Foto: Casita del árbol en Cuenca

Una de las más originales y singulares experiencias en las copas de los árboles, es la que nos ofrece la Casita del árbol en el municipio de Fuentes, en la provincia de Cuenca; un lugar pequeño, pero pintoresco, donde el buen trato, la privacidad y la amplia gama de actividades por realizar en los alrededores, conforman una alternativa interesante para pasar unos días fuera de la rutina.

Cabaña rural en Fuentes, Cuenca

Localizada a unos 15 kilómetros al sureste de la ciudad de Cuenca, se encuentra esta parcela de unos 800 m2, repleta de jardines, y donde se ubican solamente un par de construcciones principales, una cabaña rural y la espectacular casita del árbol.

Esto de entrada resulta una gran ventaja si no te gustan los lugares con demasiada gente, pues puedes disfrutar ampliamente de las instalaciones y casi en exclusiva, incluyendo un área de barbacoa o la piscina templada de 70m2, la cual se encuentra cubierta por una especie de invernadero, por lo que se puede disfrutar de ella aún si el clima no es el mejor.

La Casita del Árbol de Cuenca

Si hubiera una lista oficial con las cabañas en árbol más originales y auténticas en España, sin duda que esta tendría que figurar en una posición destacada, pues es una construcción que rompe esquemas modernos, ofreciendo una experiencia más tradicional y cercana a lo que realmente sería una casa por las ramas.

A diferencia de muchas de las cabañas en árboles, ésta de verdad está postrada prácticamente de forma total sobre dos enormes olmos centenarios, los cuales no solo sirven de soporte para el piso de la cabaña, sino que sus ramas también atraviesan el interior, ofreciendo realmente la sensación de estar en una casita del árbol.

Hoy en día la mayoría de las cabañas del árbol, son construidas más como si fueran una especie de habitación de hotel, con un diseño cuadrado, con soportes artificiales y un espacio más como de un cuarto común; no obstante que aquí es donde esta casita del árbol se distingue, pues no tiene un diseño cuadrado, sino que realmente se adapta de una forma más orgánica a los espacios disponibles entre los dos frondosos árboles.

Al interior también pareciera una casita surrealista, con su singular forma curvada, con su techo de ramas y adobe, y una estancia que se divide en tres: el baño, una pequeña cocina y la sala principal, que sirve también a modo de recámara.

Ahora, también hay que tener presentes cuales son las principales cualidades de esta Casita del árbol, pues aunque tiene calificaciones divididas, las malas experiencias generalmente surgen a partir de falsas expectativas; es decir, en este caso no esperes lujos, ni tampoco la mayor comodidad, pues sus sofás cama no son precisamente lo mejor para dormir y las amenidades son también rudimentarias.

Es decir, quizás no sea la mejor alternativa para una noche de bodas romántica y elegante, pero si solo buscas romper la rutina con algo diferente, original y que puede ser también divertido -más aún para los niños-, pues ésta sí resulta entonces una buena opción.

Fantástico lugar

Otro de los motivos por los cuales vale la pena conocer esta Casita del árbol, es porque ya se tienen armados diversos paquetes turísticos, que permiten complementar la experiencia con diversas escapadas, para disfrutar de igual forma de algunas de las mejores cualidades de los alrededores.

Por ejemplo, hay escapadas de senderismo, de aventura, rutas románticas a la medida, recorridos con spa, para disfrutar de la gastronomía local de la región, un parque de dinosaurios, un tour por los mayores atractivos de Cuenca, o también escapadas personalizadas que incluyan las actividades de tu preferencia.

Una alternativa diferente, pero también atractiva para vivir la experiencia de dormir en una casita en un árbol y disfrutar de originales aventuras.

No Comments Yet

Comments are closed